xat

repro

Sorry this site have a flash based native radio and needed adobe flash 8+ support.
Download Flash here.

lunes, 3 de octubre de 2016

ZEALOTRY - Discografia

Nombre: ZEALOTRY
Género: Technical-Progressive Death Metal
País de Origen: Estados Unidos

En el año 2005, desde lo más profundo del bajo mundo emerge ZEALOTRY, como la manifestación más pura de la demencia y destrucción descriptiva del Death Metal. Su líder fundador, Roman Temin, se ha concentrado en realizar un trabajo con paso fino en torno al bien del nombre de la banda; pues, transcurrieron un par de años y ZEALOTRY no sacaba a la luz su primer álbum, al parecer por no estar preparada, en ese momento los demos serían los encargados de exponer el sonido de la banda. No sería sino hasta el año 2013 (aproximadamente ocho años después de la creación de la agrupación) que se organizaron para publicar su primer capítulo discográfico de larga duración, aún sin contar con el apoyo de un sello discográfico que les aportara algún tipo de financiación, por modesta que sea, así que su sorprendente primer disco se hizo de forma independiente.
El sentido de trabajar con escasos recursos personales generalmente parece una realidad cruda de la realidad musical del género; sin embargo, se pueden encontrar casos en que pese a todas las adversidades y resulta un golpe contundente estilísticamente hablando, como en el caso de ZEALOTRY con el trabajo mancomunado de Roman Temin principalmente en la voz y del experimentado Philippe Tougas en la guitarra (quien entró a la banda en 2011); sin el apoyo del segundo hombre, el impulso formativo de la banda no hubiese podido ser igual a lo presentado. Inspirados en la gran armonía brutalera de IMMOLATION, la extrañeza de ADRAMELECH y la técnica ultra-pesada de DEMILICH, se están consolidando en un nombre de banda surgida de la nada que está dando de qué hablar, de hecho muchos ponen muchas esperanzas a futuro como la proyección grandilocuente para convertirse en un exponente importante del Death Metal contemporáneo en pocos años. Sin duda pintan para cosas grandes, ya que poseen elementos de vieja escuela junto a progresiones y técnicas más actuales, cosa que los hace ser una banda supremamente interesante para ir teniendo presente para cuando ocurra su gran crecimiento exponencial en la escena.

The Charnel Expanse, lanzado en 2013, es el primer álbum de larga duración. Definitivamente una sorpresa contundente en el género, cuando se piensa en algunas esferas que el Death Metal ha muerto por culpa de la moda de la tecnicidad, pues esta banda logra hacer las cosas realmente complejas e interesantes con la fórmula ganadora entre lo de vieja escuela y lo más moderno, de hecho con más atención hacia lo clásico del género. En realidad la laxabilidad musical de la banda es grande, pero extrañamente es un punto que con su estilo les juega una buena pasada de cara al futuro, especialmente en la guitarra que puede hacer mucho y poco a la vez con estupendos resultados al mejor estilo de IMMOLATION. La voz baja y profunda indica que la banda está para realizar canciones con pesadez absoluta. Sin duda recomendado para los simpatizantes del Death Metal neoyorquino.

The Last Witness, lanzado en 2016, es el segundo álbum de larga duración. Las cosas se tecnificaron aún más aquí, lo que sugiere dos planos: el primero, de modernismo, pues la tecnicidad y su apareamiento con la progresión colocan planos que demandan de mucha atención de las estructuras para el oyente; y el segundo, de incremento en el planteamiento de nuevas ideas que a veces se puede tornar saturado el sonido. Es un muy buen disco, demostrando la constancia de la banda, pero no hay que dejar de lado los problemas, básicamente por algunas ideas demasiado sobrepuestas, sin un desarrollo debido y sin un vínculo entre las diferentes partes; es prácticamente una bolsa llena de buenas ideas pero sin un adecuado tratamiento de las mismas. Ahora bien, la producción fue para mejor, el bajo es más audible (cosa que a más de uno les agradará mucho) y la voz tuvo una mayor originalidad. La banda va generalmente por buen camino, pues la creatividad existe, tan solo falta un poco más de madurez para conectar mejor las piezas.

2013 - The Charnel Expanse

2016 - The Last Witness

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada